IGOR, EL MALVADO MUÑECO RUSO

Escrito por: Mariela Ibarra

ATENCIÓN, AQUÍ LA ÚLTIMA FOTO DE ¡¡¡IGOR!!! EL MALVADO JUGUETE RUSO

Igor, el malvado muñeco ruso

Acechando en un rincón de una casa caleña se encuentra Igor, el malvado muñeco ruso. Que no te engañe su sonrisa y sus mejillas sonrosadas, tras los vidriosos ojos de este juguete maldito se encuentra la maldad personificada. O bueno, eso es lo que muchos quisieran que les dijera, pero no es así. Probablemente lo único malo que tiene Igor es ser estéticamente inadaptado y existir en  el seno de una comunidad obsesionada hasta el tuetano con la superstición y  la hechicería.

No quiero ser prejuiciosa, pero es apenas normal que la distante sonrisa de Igor, la cabellera de color extraño, los ojos de un intenso marrón (Poco usual en

Igor, custodio del sueño

este lado del planeta), le alteren los nervios a más de uno, en especial si tenemos en cuenta que en Colombia todavía se queman mujeres por sospecha de que practican brujería; Tal fue el caso de Berenice Martínez en una vereda antioqueña.

Sin embargo, y muy a pesar del deseo de todas esas mentes alimentadas por las más terroríficas pesadillas Hollywoodenses, lo más malvado que ha hecho Igor ha sido acompañarme desde la infancia como un recuerdo de una de las más intensas emociones que puede sentir una persona, el amor de un padre a su hija.

Así que la próxima vez que te asuste mi malvado muñeco ruso, relájate, deja de lado tanta mitificación y bueno, bájale a la dosis de terror, el drama también es un buen género cinematográfico.

Encontrar mi juguete de la infancia y que espante a todo el mundo… Los Mayas tenían razón!!!

2 Replies to “IGOR, EL MALVADO MUÑECO RUSO”

  1. nunca mas ,las infantiles me gustan mucho .

  2. igor merece una novia…..

¿Te gustó el artículo? ¿Qué opinas de el?